\ Noticias y Eventos

Autor de la foto: Leo Marz

Convierte anécdota histórica en “acontecimiento suspendido” en Museo Jumex

Publicado el

Leo Marz, director del programa académico de la Licenciatura en Arte de la Universidad de Monterrey, expone la muestra El acontecimiento suspendido, en el Museo Jumex, en la Ciudad de México  

Para Leo Marz, director del programa académico de la Licenciatura en Arte de la Universidad de Monterrey, la percepción del tiempo y el espacio en el ser humano ha cambiado desde hace algunos años debido al uso de la tecnología en la vida cotidiana. 

Así lo plasmó en su más reciente exposición El acontecimiento suspendido, una muestra de diferentes piezas en el Museo Jumex, en la Ciudad de México, en donde permanecerá hasta el 9 de enero de 2022. 

Esta exhibición surgió a raíz de un proyecto realizado en 2020, Las señales muertas, que fue una intervención temporal en la Macroplaza, específicamente sobre la escultura ecuestre de Ignacio Zaragoza, cuando supo que la batalla de Puebla fue el primer evento histórico que se narró en tiempo real por medio del telégrafo, en 1872. 

A partir de ese hallazgo, no pude evitar pensar en la manera en que utilizamos Twitter y las redes sociales; se nos presenta algo que acaba de suceder y, al mismo tiempo que está sucediendo, se crea una narrativa, se contextualiza”, expuso. 

“Después, lo que hacemos es dar scroll hacia abajo, hacia un pasado que pueda contextualizar ese presente; regresamos al principio y ese principio renueva el presente”, señaló.  

Toda la exhibición en el Museo Jumex está compuesta de intervenciones espaciales que son “reminiscencias de las manera en que experimentamos el tiempo, el presente, lo que hice fue materializarlas en el espacio”.  

El artista plástico nacido en Zapopan, Jalisco, manifestó que su trabajo creativo, en general, se ha enfocado en la manera en que la tecnología modifica la percepción del tiempo y el espacio en el ser humano, así como la identidad y la manera en que se comunica. 

En opinión del profesor de la UDEM, el tiempo y el espacio son distintos en comparación como se concebían en el pasado, por ejemplo, el espacio ahora es más abstracto y no solamente es el que ocupa el cuerpo humano, sino que ahora puede estar en muchos lugares al mismo tiempo.  

“Cambia la manera en que estructuramos nuestra percepción de la realidad y eso tiene una consecuencia en nuestra vida cotidiana”, sostuvo. 

Como parte de la exposición, se incluye la réplica de uno de los dedos de la escultura de Ignacio Zaragoza en la Macroplaza, en latón y metal, con lo que Marz simboliza la forma en que el ser humano hace una mediación de la realidad, porque el dedo apunta a un horizonte o a un futuro, pero también es una metáfora de la forma en que interacciona con la realidad a través de los dispositivos móviles. 

“Ese dedo entra en contacto con la materia, en este caso, el piso del museo, que es de mármol, crea unas ondas que modifican la materia: el piso no vuelve a ser el mismo”, comentó. 

Agregó que otra de las piezas es una versión modificada del dedo, en la que pierde sus características humanas y se muestra achatado, con lo que se crea la ilusión de que toca un límite no material. 

El expositor afirmó que este tipo de experiencias por parte de los profesores de la UDEM favorecen la vinculación del alumnado con el mundo profesional, ya que el programa de estudios de la Licenciatura en Arte está estructurado para que las y los estudiantes, desde el primer semestre, tengan contacto con artistas en activo. 

Leo Marz mostró su satisfacción por participar, en esta exposición, con Kit Hammonds, curador en jefe, y Cindy Peña, asistente curatorial, del Museo Jumex. 

“Ha tenido muy buena respuesta la exposición, tanto de la crítica como de la cantidad de gente que la ha visitado”, expresó. 

Exposición Museo Jumex Leo Marz